Los medios te están mintiendo sobre todo, incluidos los disturbios

Comparte este artículo:

Traducimos un artículo escrito por John Daniel Davidson para The Federalist.com publicado hoy 3 de junio del 2020, en el cual verán claramente cómo los medios masivos están en una guerra total y descarada contra la verdad.


Los medios te están mintiendo sobre todo, incluidos los disturbios

Los medios mintieron sobre el engaño de colusión de Rusia, sobre la investigación de Mueller, sobre la destitución (impeachment) , sobre el coronavirus, y ahora están mintiendo sobre los disturbios.
John Daniel Davidson

Parece que ahora ningún gran evento o agitación en nuestra vida nacional puede pasar sin que los medios nos mientan en la cara al respecto.

Mintieron sobre la campaña de Trump en colusión con Rusia en el 2016. Mintieron sobre la investigación de Mueller y Brett Kavanaugh y el ex asesor de seguridad nacional Mike Flynn. Mintieron sobre la llamada telefónica de Trump con el presidente ucraniano y la farsa de juicio político que siguió. Mintieron sobre el coronavirus y los encierros y la respuesta de la Casa Blanca. Y ahora están mintiendo sobre los disturbios.

En los últimos días, hemos escuchado un constante redoble de mentiras, distorsiones y falsedad de los principales medios de comunicación sobre casi todos los aspectos de los disturbios que ahora se apoderan de las ciudades estadounidenses. El engaño es casi demasiado penetrante y amorfo para describirlo, pero lo intentaré de todos modos.

Durante el fin de semana, nos dijeron, por ejemplo, que el saqueo y la violencia estaban siendo instigados no por los anarquistas de izquierda y los grupos antifa, sino por los villanos favoritos de los medios: los supremacistas blancos. CNN, cuyas oficinas en Atlanta fueron destrozadas el viernes, siguió y siguió, sin una pizca de evidencia para respaldarlo, sobre cómo los supremacistas blancos podrían infiltrarse en las protestas y provocar problemas. El New York Times, en un reporte que incluso citó a un alto funcionario de la policía en la ciudad de Nueva York diciendo que grupos anarquistas externos estaban coordinando el caos antes de que comenzaran las protestas, sin embargo, se desvió bastante hablando sobre cómo los «aceleradores» de extrema derecha esperaban que los disturbios pudieran provocar una tan buscada segunda guerra civil.

Para el lunes, ya nadie hablaba de los agitadores supremacistas blancos. Los medios pasaron a mentiras mejores y más plausibles.

Aquí está Matthew Yglesias de Vox, que compara falsamente a los alborotadores y saqueadores con los manifestantes pro-democráticos en Hong Kong. Su tweet sarcástico pretende sugerir que el senador de Arkansas, Tom Cotton, es un hipócrita por apoyar a los manifestantes de Hong Kong, pero pide que se restablezca el orden en casa.

Nadie debería tener que señalar a Yglesias – ni a nadie con una gran plataforma de medios – que los saqueadores de Minneapolis y los alborotadores en Filadelfia no tienen nada en común con las personas que luchan contra una dictadura comunista real en Hong Kong. Sin embargo, aquí estamos.

Este tipo de desconexión, lo que solo se puede describir, en el mejor de los casos, como un malentendido deliberado de la realidad, ha sido inquietantemente común entre los expertos de los medios y los periodistas desde que comenzó todo esto.

Aquí está Carl Quintanilla de NBC News haciendo lo mismo, comparando los comentarios positivos de Trump sobre las protestas pacíficas de las órdenes draconianas de encierro de coronavirus en Michigan el 1 de mayo con sus comentarios del lunes a los gobernadores estatales de que necesitan hacer arrestos y restablecer el orden.

Una vez más, debería ser evidente que las protestas de Michigan el mes pasado se hicieron sin ningún tipo de saqueos, disturbios o violencia. Nadie fue arrestado porque nadie violó la ley. No hay una comparación válida entre las protestas de Michigan y los disturbios masivos durante el fin de semana. Seguramente Quintanilla lo sabe, lo cual hace que su comentario no solo sea idiota sino profundamente deshonesto. No le importan la precisión y el conocimiento genuino, se preocupa por los aplausos de Twitter, y los consiguió.

A cada paso vemos diferentes iteraciones de deshonestidad de los medios. La corresponsal de la Casa Blanca de PBS Newshour, Yamiche Alcindor, se quejó el domingo de que Trump había llamado a los manifestantes anarquistas «sin proporcionar ninguna evidencia».

Si hubiera abierto los ojos, Alcindor podría haber visto la misma evidencia que Trump y todos los demás vieron: imágenes de noticias y videos de teléfonos celulares que circulan en las redes sociales de manifestantes vestidos de negro que incendian y saquean tiendas, atacan a propietarios de tiendas y automovilistas, y en algunos casos rociando pintura con símbolos anarquistas reales en propiedad pública.

Por supuesto, Alcindor sabe muy bien a qué se refería el presidente al llamar a los manifestantes anarquistas. Ella sabe que muchos de ellos son de hecho anarquistas y provocadores de izquierda. Todos lo sabemos Como se mencionó anteriormente, el New York Times incluso lo reportó.

La postura de Alcindor aquí es parte de un patrón más amplio de oposición a Trump que los medios han mantenido durante años, que lo que sea que esté sucediendo en el país, ya sea una pandemia global o disturbios masivos, la parte más importante de la historia es siempre que Trump está comportándose mal, que está mintiendo, engañando, socavando las normas democráticas, tuiteando cosas malas, lo que sea. Nada, ni siquiera los disturbios a nivel nacional, son más importantes que impulsar esa narrativa.

Ves la obsesión de los medios con esa narrativa en todas partes, sin importar cuáles sean los hechos reales de una historia. En Columbia, Carolina del Sur, una multitud enojada atacó y golpeó a un hombre que intentaba proteger su negocio porque se atrevió a llamar a la policía. Sin embargo, Maggie Haberman, del New York Times, cree que la gran conclusión es que el hombre fue descrito como «blanco» en un video del ataque que Trump publicó.

Después de la caminata de Trump el lunes por la noche a través del Parque Lafayette hacia la Iglesia Episcopal de St. John, los medios informaron hasta quedarse sin aliento historias sobre la violenta Policía del Parque (USPP) que limpiaba con gas lacrimógeno a manifestantes pacíficos. Después de casi 24 horas de interminables tweets, artículos e historias de noticias por cable que afirman que los manifestantes recibieron gases lacrimógenos por la «foto» de Trump, el oficial de información de la Policía del Parque refutó todos los informes anteriores y confirmó: «No se utilizó gas lacrimógeno por parte de los oficiales de USPP u otros asistentes socios policiales «.

Los medios están jugando un juego peligroso

Uno podría seguir y seguir con ejemplos como este. Entra a Twitter ahora y seguramente encontrarás nuevos ejemplos publicados cada hora a medida que los reporteros y expertos mienten sobre los eventos que se desarrollan en tiempo real.

De vez en cuando, obtienes un experto que es tan malo mintiendo, tan poco convincente en su papel de periodista serio, que la máscara se le cae. A menudo, ese experto es Don Lemon de CNN, un hombre no muy brillante con una inclinación por dejar que su máscara se resbale, como cuando perdió los papeles al aire riéndose de una estúpida broma sobre cómo los partidarios de Trump son ignorantes.

El domingo, mientras las ciudades estadounidenses ardían y los saqueadores arrasaban las calles, Lemon imploró a Estados Unidos: “Abre los ojos. Estamos tambaleando en una dictadura «. No quiso decir una dictadura de la mafia, lo que en realidad habría tenido sentido dados los hechos. No, para Lemon y sus colegas de CNN, la verdadera amenaza es Trump, quien tuvo la osadía de declarar que si los alcaldes y los gobernadores no pudieran controlar sus ciudades, él lo haría.

“¿El presidente está declarando la guerra a Estados Unidos? ¿Que está sucediendo aquí?» preguntó Lemon, más tarde declarando que Trump está «jugando un juego muy peligroso, porque esto será contraproducente».

Para responder a la pregunta de Lemon, lo que está sucediendo aquí es lo mismo que ha estado sucediendo durante años: los medios de comunicación, no Trump, han declarado la guerra a Estados Unidos, de hecho están jugando un juego peligroso, y ciertamente será contraproducente.

John es Editor Político de The Federalist. Síguelo en Twitter.


Fuente:

https://thefederalist.com/2020/06/03/the-media-are-lying-to-you-about-everything-including-the-riots/


 

5 respuestas a «Los medios te están mintiendo sobre todo, incluidos los disturbios»

  1. Pienso que la narrativa debe salir de los esquemas «derecha e izquierda». Estos conceptos son obsoletos frente a la dinàmica actual y me excuso por el término. Es evidente que el estado profundo està mostrando sus fauses. Serìa interesante agregar un poco de anàlisis, no se como. Un poco mas impactante a la mente de los que observamos estos hechos. Un poco menos pasiva la descripciòn, Contratar expertisimos en comunicaciòn como lo hace el mal, de otra manera siempre estaremos quedados.

  2. Resulta obvio que los medios mienten. Es interesante poder demostrarlo de forma tan rigurosa, pero uno se pregunta si no se puede considerar una forma de delito sobre todo en las circunstancias en que se circunscribe esa mentira, tal y como están haciendo los ciudadanos ingleses con la prensa local que ha recibido cartas en cada uno de los medios de más de sesenta páginas pidiéndoles responsabilidades por todas aquellas consecuencias que pudieran derivarse de mentir a la ciudadanía en una situación de riesgo evidente como es la falsificación de datos durante la pretendida pandemia. En este caso, usar el engaño en los medios tiene consecuencias directamente en destrozos a propiedades y otras aún peores. Las aseguradoras deberían demandar a esos irresponsables para que afrontaran las consecuencias de su actuación aparentemente impune que puede llevar un país al caos más absoluto. Es realmente triste pensar que los medios tengan ese poder propagandístico.

  3. La «Libertad de Prensa»….Muy bien, pero eso No es Libertad de prensa , es «Libertinaje de Prensa»…mal, malísimo y peligroso…

  4. Hace ya muchos años, por desgracia, que los «informadores» de los medios tradicionales de comunicación (prensa, radio y televisión) dejaron de servir «al pueblo» como informadores de la realidad de los hechos para convertirse en unos simples activistas políticos escorados a los intereses de esos mismos medios y a sus propias ideologías partidistas. ¿Casualmente? la inmensa mayoría de ellos siempre están inclinados hacia un mismo lado del espectro político.
    Joseph Goebbels ya les dejó un perfecto manual para aplicarlo a las masas y obtener un éxito garantizado.

  5. Miles de personas de raza negra africana están siendo asesinados en África por fanáticos islamistas y nadie dice nada. Claro, los muertos son católicos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *